LA FOTO FINISH EL JUEZ MAS INFALIBLE

Tour de Francia 2017
La ‘foto-finish’: el juez más infalible Cortesia Elmundo deporte.es
Kittel (abajo) se impone a Boasson Hagen, en la meta de Nuts Saint Georges. HANDOUTAFP2Comentar
• 12 JUL. 2017 18:08

Dos etapas se han resuelto con este sistema, un sofisticado método que permite lanzar hasta 10.000 imágenes por segundo
Cinco técnicos vigilan media docena de monitores en una pequeña cabina portátil instalada en un lateral del arco de meta de la etapa de Pau. Ellos controlan, examinan e interpretan las imágenes captadas por tres cámaras en el panel que preside la línea de llegada. Esas secuencias sirven para configurar la foto finish, el juez infalible de este Tour de Francia.
El ojo del halcón de la Grande Boucle ha adquirido una notoriedad inesperada en esta primera mitad de la carrera por la resolución de las jornadas ganadas porMarcel Kittel y Rigorberto Urán en Nuit Saint Georges y Chambèry,respectivamente. Cuando la percepción humana es incapaz de distinguir la realidad es necesario acudir a la tecnología de alta definición y ahí aparece este sofisticado sistema de captación de imágenes que culmina en la foto finish.
Kittel superó a Boasson Hagen por seis milímetros. El alemán aventajó al noruego en 0,0003 segundos, es decir, fue tres diezmilésimas más veloz. En la etapa en la que se midió la distancia más corta en la historia del Tour se emplearon 3.900 imágenes. Cuanto más apretado es el sprint, más secuencias habrá que analizar. Este servicio está contratado expresamente por ASO, la organizadora de la ronda francesa.
El sistema desarrollado por la empresa asociada de Swatch Group, Swiss Timing, a la que pertenece Tissot, cronometrador oficial del Tour de Francia, permite diseccionar las imágenes hasta extremos insospechados. En el Tour se están ofreciendo hasta casi 4.000 secuencias por segundo, pero esta cifra puede ascender hasta las 10.000, que son las que se utilizan para la Fórmula 1 y para elMundial de motociclismo. Cuánta más velocidad, mas sucesión de imágenes.
En el Tour de Francia, los resultados de la foto finish se envían a los medios televisivos y a los jueces de la carrera en un margen de 10 segundos. Este método permite confeccionar las clasificaciones de la etapa y de la general en un reducido tiempo. Para controlar el paso de los corredores también se recurre a lostransponder (instalados en las bicicletas) y a las cédulas fotoeléctricas situadas en la línea de meta. Triple control que evita errores y acaba con el aquel impagable trabajo de los comisarios que anotaban manualmente los dorsales de los ciclistas.
La foto finish también se utiliza en los spritnes especiales y en las pancartas de tres kilómetros a meta (a partir de ese momento los cortes por caídas no se contabilizan), zonas controladas por tres técnicos ajenos a los que se encuentran en la llegada.
Los responsables de las cámaras y ordenadores afirman que disponen de un generador autónomo de energía de seis horas, por lo que, según dicen, está garantizado el control de cualquier etapa. Nada se escapa al ojo de halcón.

Comments are closed.